DE PUNTA A PUNTA

SÍGUEME:

DE PUNTA A PUNTA

¿VAMOS HACIA EL PRIMER MUNDO?

29/11/2016

 

Como resultado del sorpresivo triunfo de Donald Trump en las elecciones estadounidenses comenzó un debate no solo acerca de qué clase de presidente va a ser sino qué país y qué mundo va a tratar de perfilar.
Con la candidata Clinton parecía que las nociones básicas de la política estaban firmes y todo el mundo (y cuando decimos esto es en sentido literal) se encontraba en una relativa tranquilidad.
Con Trump se desacomodaron todas las piezas, algo así como cuando alguien pasa al lado de un tablero de ajedrez de una forma apresurada y se lo lleva por delante.
Lo cual es bueno porque hace a la gente salir de su zona de comodidad y los lleva a la necesidad de replantear y debatir nociones y situaciones que pueden implicar una mejora.
Una de ellas es la famosa noción del desarrollo: cuán desarrollada es una sociedad, qué quiere realmente significar ese concepto y, porque ese es el fin último, cómo se hace para que la gente viva mejor.
En ese sentido, y pensando en nuestros países rioplatenses hemos elaborado en forma somera y concientes de que es un trabajo absolutamente incompleto, porque su profundidad daría para escribir ríos de tinta, y también arbitrario porque seguramente otros expertos lo construirían a su manera y sería igualmente válido, las 10 cosas que, a nuestro juicio, le faltan a nuestras sociedades para ser desarrolladas.

 

1)  ser más audaces. No tener miedo a los cambios. Somos sociedades generalmente temerosas al cambio lo que nos hace ser más conservadoras. No queremos pagar los costos del cambio. Eso se debe a que hay menos oportunidades y por lo tanto nadie quiere perder el lugar obtenido.

 

2)  ser más ambiciosos. La ambición no es mala palabra. Se lo toma como lo contrario a la solidaridad y sin embargo ambas palabras no solo no se contraponen sino que pueden muy bien complementarse. La ambición en el buen sentido se puede transformar en el motor de nuestras acciones. El ansia de sobresalir, de progresar, de ser el número uno en lo que hacemos no significa despreciar a los demás sino que debe conllevar la noción de la superación social.

 

3)  propiciar self made persons. Es una noción muy desarrollada en las sociedades anglosajonas donde evidentemente ha funcionado. Son innumerables los casos de personas de origen humilde, tanto económica como socialmente, que han logrado, en una sola generación, avanzar en forma significativa hasta lograr una posición de liderazgo.

 

4)  curiosear el mundo. El Uruguay es un país muy chico tanto geográfica como demográficamente y además está lejos de los centros donde se toman las decisiones que impactan en nuestras sociedades. Por ello, estar insertado al mundo es vital. Hay que conocer, observar, integrar lo que nos sirve, adquirir nuevos conocimientos, y lograr nuevas alianzas estratégicas.

 

5)  tomar ejemplo de los más desarrollados. No hay ninguna razón real para despreciar el desarrollo. Si hay mucha ideología que critica las copias de modelos pero eso no es lo que planteamos. Las copias son malas como también lo es no tomar en cuenta aquellas experiencias que han tenido otros sociedades y que les han servido para avanzar. Bienvenido lo que nos pueda ahorrar años de ensayo y error. Allí veremos cuáles son para descartar y cuáles se pueden probar adaptándolas a nuestras realidades.

 

6)  atraer más foráneos.

Tanto como turistas (rubro fundamental en la economía) como inmigrantes que quieran adoptar nuestro país como su tierra (como sucede en muchos lados del planeta) la afluencia de extranjeros a un país se constituye en una influencia positiva y en una bocanada de aire fresco, nuevas entradas de capitales y de conocimientos, etc.

 

7) atraer más inversiones y generar riqueza
Fundamental la entrada de capital en forma de inversiones que permitirán financiar obra pública y la planificación y ejecución de obras privadas.

 

8) reinvertir en el país
La cultura de sacar plata al exterior es sumamente negativa. Una falta de confianza histórica que ha provocado una sangría que debe revertirse culturalmente.

 

9) lograr menor burocracia y mejor administración.
Si hay algo que influye negativamente en el camino hacia la justicia social de una sociedad es la burocracia ya que significa una pérdida de tiempo y recursos en intermediarios superfluos.

 

10) configurar un nuevo enfoque hacia la pobreza.
Uno de los dramas de las sociedades que no han alcanzado el pleno desarrollo es la cantidad de ciudadanos que no pueden alcanzar un nivel de vida digno lo cual es inaceptable desde todo punto de vista. Focalizar las políticas sin ideologías y con las metas claras es parte de la solución del problema.

Nuestras sociedades deberían repasar periódicamente muchos de estos postulados no solo como forma de diagnóstico sino para emprender proactivamente las políticas adecuadas que les permitirán a sus ciudadanos avanzar y alcanzar la plena democracia. 

Please reload

¿QUIÉNES SOMOS?

Carmen Alvarez:
Socióloga y Comunicadora
Publisher Magazine Virtual

____

 

Grace Grisolia:
RRPP & Marketing.
CEO & Founder Women in Move

 

contacto:
ggrisolia@womeninmove.com

info@womeninmove.com

SECCIONES

  • Black Facebook Icon
  • Black Twitter Icon
  • Black Instagram Icon

AGENDA